remodelaciones.es.

remodelaciones.es.

Cómo iluminar pequeñas áreas oscuras en el hogar

Cómo iluminar pequeñas áreas oscuras en el hogar
En cualquier hogar existen áreas que suelen oscurecerse más que otras. Esto puede ser debido a una mala distribución de la luz natural, una mala elección de lámparas o simplemente porque en ciertas horas del día la luz es insuficiente para iluminar adecuadamente esa área. Iluminar pequeñas áreas oscuras del hogar puede parecer una tarea difícil, pero con las técnicas adecuadas, se puede lograr una mejor iluminación de forma fácil y económica. En este artículo te enseñaremos cómo iluminar pequeñas áreas oscuras en el hogar.

1. Evalúa la fuente de luz natural

La luz natural es una excelente opción para iluminar el hogar, pero hay que saber aprovecharla de forma adecuada. Si tienes una área oscura, evalúa la fuente de luz natural que tienes disponible. Una buena forma de aprovechar la luz natural es a través de la decoración de ventanas. Cortinas opacas, persianas o decoraciones que impiden el paso de la luz pueden estar inhibiendo la entrada de luz natural al hogar. La solución para esta problemática es buscar opciones que permitan el paso de la luz natural sin bloquearla. Las cortinas ligeras, estores o film de seguridad te permitirán aprovechar al máximo la luz natural que entra por las ventanas. Además, debes asegurarte de que las ventanas estén limpias para asegurar la entrada de la mayor cantidad de luz posible.

2. Añade lámparas eléctricas adicionales

Otra forma de iluminar las áreas oscuras del hogar es agregando lámparas eléctricas adicionales. Instalar lámparas eléctricas puede parecer costoso, pero hay opciones altamente efectivas y económicas en el mercado. Además, hay varias opciones para elegir en función del efecto de iluminación que deseas. Si buscas una iluminación enfocada en puntos específicos, las luces de pared o los apliques son una buena opción. Mientras que si buscas una iluminación más difusa, puedes optar por lámparas de mesa o de pie que generen una iluminación general en el área.

3. Elige las bombillas adecuadas para las lámparas

Una buena elección de bombillas es clave para iluminar adecuadamente cualquier área en el hogar. Existen varios tipos de bombillas en el mercado, pero las más comunes son las bombillas incandescentes, halógenas, fluorescentes y LED. Las bombillas incandescentes son las menos eficientes, ahorran menos energía y duran menos tiempo que las demás. Por otro lado, las bombillas halógenas son más eficientes que las incandescentes, aunque aún hay opciones más eficientes en el mercado. Las bombillas fluorescentes son altamente eficientes, ahorran energía y duran más que las incandescentes. No obstante, las bombillas LED son las más eficientes en cuanto al consumo de energía y su durabilidad. Asegúrate de elegir bombillas que sean adecuadas para la lámpara que has escogido y que ofrezcan la cantidad de luz necesaria para iluminar el área de manera satisfactoria.

4. Ilumina las áreas de trabajo

Las áreas de trabajo son una prioridad a la hora de iluminar cualquier hogar. Ya sea una cocina, despacho o cualquier área en la que se realice alguna actividad que requiera una iluminación adecuada, debe contener lámparas que proporcionen una iluminación suficiente. Aplicando el concepto de iluminación en capas, las áreas de trabajo pueden ser iluminadas con lámparas de pared o de techo. Las lámparas de pared se pueden instalar cerca de la encimera para facilitar el trabajo en la cocina. Por otro lado, en una sala de estudio o despacho, las lámparas de escritorio son una excelente opción para una iluminación enfocada en la mesa de trabajo.

5. Añade espejos para reflejar la luz

Los espejos son una herramienta efectiva para iluminar espacios pequeños y oscuros. Estos reflejan la luz y la hacen circular en el área, aumentando la cantidad de luminosidad y dando una sensación de amplitud al espacio. Añade espejos en áreas como vestíbulos, pasillos y escaleras donde la luz natural es insuficiente. Escoge espejos con marcos claros o sin marco y colócalos en ángulos que permitan reflejar la mayor cantidad de luz posible.

6. Utiliza luces indirectas

Las luces indirectas son una opción efectiva para la iluminación de áreas que requieren un ambiente más cálido, como la sala de estar o el dormitorio. Las luces indirectas no son demasiado brillantes y están diseñadas para reflejarse en las paredes o techos, creando un ambiente más confortable y acogedor. Los apliques de pared o las lámparas de pie son una buena opción para agregar este tipo de iluminación indirecta. Si quieres agregar luces indirectas en la sala de estar puedes buscar lámparas con pantallas que reflejen la luz en la pared.

Conclusión

La iluminación adecuada puede mejorar considerablemente un espacio y hacerlo sentir más acogedor y atractivo. Iluminar áreas oscuras en el hogar puede lograrse de manera sencilla y efectiva con técnicas como la elección adecuada de bombillas, el uso de lámparas eléctricas estratégicas y la colocación de espejos que reflejen la luz. Una buena iluminación no solo hace ver mejor un espacio, sino que también puede mejorar nuestro estado de ánimo y calidad de vida.