remodelaciones.es.

remodelaciones.es.

Cómo utilizar estilos de decoración en un mismo espacio

Cómo utilizar estilos de decoración en un mismo espacio

¿Por qué utilizar diferentes estilos de decoración en un mismo espacio?

Al momento de remodelar nuestro hogar, es natural que queramos expresar nuestra personalidad en cada rincón de la casa. Sin embargo, en muchas ocasiones nos encontramos con el dilema de querer utilizar más de un estilo de decoración dentro de un mismo espacio. La buena noticia es que esto es totalmente posible, y puede incluso dar lugar a ambientes muy interesantes y únicos. En este artículo, te explicaremos cómo utilizar diferentes estilos de decoración en un mismo espacio, de manera armoniosa y equilibrada.

1. Identifica los diferentes estilos de decoración que quieres utilizar

Antes de empezar a decorar, es importante tener claro cuáles son los diferentes estilos que quieres utilizar. Esto te permitirá crear una visión general de cómo quieres que sea el espacio final. Por ejemplo, si quieres incorporar un estilo nórdico, pero también un estilo industrial, tendrás que pensar en cómo pueden combinarse estos dos en un mismo espacio.

En ocasiones, esto puede ser más sencillo si ya tienes algunas piezas de mobiliario o elementos decorativos que quieres incluir en la habitación. Si es así, ten en cuenta cómo estos encajan con los diferentes estilos que quieres utilizar.

2. Crea un punto focal dentro de la habitación

Una vez que tengas claro cuáles son los diferentes estilos de decoración que quieres utilizar, es importante que crees un punto focal dentro del ambiente. Este puede ser un objeto decorativo específico, como una lámpara llamativa o un cuadro, o incluso un mueble grande y llamativo.

El punto focal te permitirá dar un sentido de unidad a la habitación, y también puede ayudarte a resaltar los diferentes estilos de decoración que hayas utilizado.

3. Utiliza una paleta de colores coherente

Para que los diferentes estilos de decoración encajen bien en un mismo espacio, es importante que utilices una paleta de colores coherente. Esto no significa que tengas que utilizar los mismos colores en todos los elementos decorativos, sino más bien que los colores que utilices deben armonizar entre sí.

Por ejemplo, podrías utilizar una paleta de colores neutros con algunos acentos de color, o podrías elegir una gama de colores cálidos para crear un ambiente acogedor e invitador. La elección de la paleta de colores dependerá, en gran medida, de los diferentes estilos de decoración que quieras incorporar en el ambiente.

4. Combina diferentes texturas y materiales

Los diferentes estilos de decoración suelen estar asociados con ciertas texturas y materiales. Por ejemplo, el estilo rústico suele incluir madera, y el estilo industrial suele incluir hierro y acero. Si quieres utilizar diferentes estilos de decoración en un mismo espacio, es importante que combinas diferentes texturas y materiales de manera coherente.

Por ejemplo, si quieres combinar el estilo rústico con el estilo minimalista, podrías utilizar muebles y objetos de madera sin tratar, pero con formas y líneas sencillas. De esta manera, lograrías un ambiente acogedor y minimalista al mismo tiempo.

5. Utiliza los diferentes estilos de decoración de manera equilibrada

Para que los diferentes estilos de decoración encajen bien en un mismo espacio, es importante que los utilices de manera equilibrada. Esto significa que no debes inclinar la balanza en exceso hacia uno o varios estilos, sino que debes intentar mantener un equilibrio entre ellos.

Por ejemplo, si quieres combinar el estilo bohemio con el estilo escandinavo, podrías utilizar elementos decorativos bohemios, como cojines y alfombras coloridas, pero también utilizar muebles de líneas sobrias y neutros, propios del estilo escandinavo.

6. Haz que los diferentes estilos de decoración se comuniquen entre sí

Para que los diferentes estilos de decoración encajen bien en un mismo espacio, es importante que se comuniquen entre sí. Esto significa que no debes hacer que los diferentes estilos parezcan disjointos entre sí, sino más bien buscar formas de crear una conexión entre ellos.

Por ejemplo, podrías crear una conexión visual entre un elemento decorativo bohemio y un mueble de estilo escandinavo utilizando colores complementarios o formas similares.

7. No tengas miedo de romper las reglas

Por último, pero no menos importante, no tengas miedo de romper las reglas. La decoración es una forma de expresión personal, por lo que no debes restringirte a las reglas y convenciones preestablecidas. En lugar de eso, experimenta con diferentes estilos y crea un ambiente que refleje tu personalidad y tu estilo de vida.

Recuerda que la decoración no tiene que ser perfecta para ser hermosa, sino que debe ser auténtica y genuina.

En resumen:

  • Identifica los diferentes estilos de decoración que quieres utilizar.
  • Crea un punto focal dentro de la habitación.
  • Utiliza una paleta de colores coherente.
  • Combina diferentes texturas y materiales.
  • Utiliza los diferentes estilos de decoración de manera equilibrada.
  • Haz que los diferentes estilos de decoración se comuniquen entre sí.
  • No tengas miedo de romper las reglas.

Si sigues estos consejos, podrás utilizar diferentes estilos de decoración en un mismo espacio de manera armoniosa y equilibrada. Recuerda que la decoración es una forma de expresión personal, por lo que no tengas miedo de experimentar y de crear un ambiente que refleje tu estilo de vida y tu personalidad.